EFECTIVO
Intente llevar parte del dinero en la moneda local, y evite sacar grandes cantidades de dinero, llevando a mano cambio para pequeños gastos que puedan surgir.
Si la moneda local no tiene cambio al regreso, procure ir cambiando poco a poco.
En aeropuertos de salida, de algunos países no se puede pagar con moneda local.
Si hay que pagar tasa de salida, es aconsejable prever la cantidad, y preguntar en que moneda se debe de hacer el pago.
Cada cual tiene su modo de llevar el dinero. No existe método perfecto, aunque algunos son mejores que otros. Es recomendable hacer uso de las cajas de seguridad que ofrecen la mayoría de los hoteles y no llevar todo el dinero encima. También mantenerse alerta y cuidar de que no este en bolsillos accesibles a las manos ajenas. Repártalo en lugares diferentes y tenga mil ojos en cada momento, sobre todo en las aglomeraciones de gente. Lo mejor es no hacer ostentación de que se posee dinero, ser reservado y discreto en los pagos y no sacar un fajo de billetes a la hora de pagar un taxi. No luzca los anillos y collares de oro, estos estarán mejor en casa. Jamás debe dejarse dinero en la habitación del hotel... En algunos países podrá cambiar dinero en hoteles o tiendas, pero asegúrese de la tasa de cambio y la comisión. Si usted tiene que cambiar dinero en la calle, sea cauteloso pues en algunos sitios puede ser ilegal mientras que en otros es algo habitual como en el caso de Perú. Tenga a mano la cantidad exacta que desea cambiar y no extraiga fajos gruesos. Cuente los billetes que le entregan uno por uno y no entregue su dinero hasta no tener la certeza de que le han dado la cantidad acordada. En algunos países la inflación puede provocar un caos de confusión, por lo que recomendamos cargar con una calculadora de bolsillo que le será de gran utilidad.

TARJETAS BANCARIAS
Tanto las tarjetas de débito como las de crédito son aceptadas internacionalmente.
Antes de salir de viaje conviene apuntarse en un papel el número de la tarjeta y los teléfonos a los que se puede llamar para anularla.
Podremos realizar compras sin pagar recargos ya que no se nos aplicará el recargo por cambio de moneda y retirar dinero de cajeros pagando una comisión por sacar dinero en el extranjero. En la UE se aplica el mismo recargo que operaciones realizadas dentro del propio país, en el resto del mundo depende de lo que cada país establezca.

CHEQUES DE VIAJE
Junto Con las tarjetas bancarias son la manera más segura de abonar los gastos durante el viaje, no caducan y existen de distintos importes.
Los cheques son emitidos por una entidad bancaria y se pueden cobrar en los bancos y cajas de ahorro con los que tenga convenio, se puede también cobrar en hoteles, mostradores de cambio, restaurantes… pero es en el banco donde obtenemos la mejor tasa.
Los cheques son nominativos y están seriados con lo cual sólo puede hacer uso de ellos el titular; es recomendable anotar los números de serie y guardarlos en lugar seguro por si es necesario comunicar su robo al banco.